Freeletics: Semana 1 (a.k.a Volviendo al redil)

Durante mi embarazo me engordé 30 kilos, lo que en mis pesadillas hacía preveer un bebé de dimensiones épicas pero que en la realidad se tradujo en un sobrepeso muy molesto que me sigue acompañando a día de hoy (y van 2 años y 11 meses…)

Esta semana empiezo mi andadura en Freeletics, la cual voy a intentar ir documentando aquí en el blog.

Hasta llegar a este punto, he pasado por dos gimnasios (aparte de los de Pokemon durante la fiebre Pokemon GO) y un primer intento con Freeletics, así que mientras espero que los días vayan pasando y los centímetros se vayan yendo (no es magia, es ciencia!) os explicaré como empecé a  ponerme en forma (y sí, redondo es una forma).

 

Con esto de Semana Santa he empezado mi semana Freeletics el miércoles. Entre volver del viaje y reorganizar el caos de maletas y bolsas no tuve tiempo de ponerme antes, por más ganas que tuviera.

Así que el miércoles contraté el Coach por 3 meses y me puse a hacer la prueba inicial, a partir de la cual el algoritmo determinará que estoy hecha un despojo y me pondrá a hacer la croqueta por la alfombra ejercicios adecuados a mi nivel.

via GIPHY

Calentamiento

Hay que hacerlo antes de cada sesión. Es bastante aeróbico (empiezo con 50 Jumping Jacks) y me deja ya un poco cansada antes de empezar la rutina. Tengo fe en que esto mejore semana a semana y me canse menos.

El test inicial

Después de responder unas preguntas básicas sobre mi estado de forma y mi grado de actividad física, el Coach me puso a hacer High Knees, Climbers y Burpees (mi némesis).

Al acabar, bastante cansada ya, el Coach me pidió feedback (lo hace después de cada rutina). Responder con honestidad es muy importante para que la progresión de los ejercicios asignados sea correcta: no deben ser demasiado fáciles ni tampoco deben ser un infierno.

El Coach (tengo que buscarle un nombre, que me parece muy impersonal seguirlo llamando así…) me sugirió que empezara con enfoque Cardio.

Para los no iniciados en Freeletics, hay 3 enfoques a partir de los cuales la app te propondrá unos ejercicios y número repeticiones, u otros: cardio, musculación, y cardio y musculación.

Primera semana (esta vez de verdad)

Día 1 – miércoles

Como soy una agonías, el mismo miércoles después de la prueba de nivel, hice el primer entrenamiento propuesto: 2/5 Hera. Sin burpees!

Por la tarde aproveché para salir a caminar una hora con la peque. A cada paso notaba las agujetas en las piernas pero eso solo me daba más fuerzas para continuar. Si duele es que cura que dicen las madres, ¿no?

Día 2 – jueves

Como sigo siendo una agonías, no pude dejar el día de descanso y el jueves seguí con mi semana Freeletics. Al fin y al cabo, si te dejan elegir como opción hacer ejercicio 5 días a la semana, algunos tendrán que ser seguidos ¿no?

Ejercicios del día: un  nuevo concepto llamado ‘Acondicionamiento’ con unos cuantos ejercicios básicos pero con bastantes repeticiones. Después 1/5 Prometheus.

Día 3 – sábado

Viernes de descanso, muerta matá.

Sábado me levanto antes que los demás para hacer la rutina asignada de hoy, que parece fácil y cortita, consistente en Climbers, Crunches (como media abdominales) y Sentadillas con apoyo de las manos. ¡Era una trampa! ¡TRAMPA! No me había parado a contar las repeticiones que tendría que hacer ni las vueltas… Cuando me estaba duchando, casi sin poder agacharme a coger el champú de la repisa, me dio por contar y… el simpático de mi Coach me había engañado para hacer 75 repeticiones de cada. Y no, no estoy acostumbrada a hacer 75 abdominales, ni 75 sentadillas, y mucho menos del tirón. Lo cual me dejó reventada, mucho peor que el viernes.

 

Resumen de mi domingo agujetil de Sant Jordi tras un paseo familiar…

via GIPHY

 

Resultados:

  • No hay resultados visibles. No he bajado peso ni centímetros. Tampoco esperaba un milagro en una semana.
  • Sin embargo, me noto de mejor humor y con más energía.
  • Además, noto que los ejercicios me han costado un poco menos el tercer día (aunque fuera un infierno). Supongo que será cosa de la motivación.

🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *